Economía

Tendencias para enamorar a las novias | Economía

No hay mejor muestra de la globalización experimentada en el sector de la moda nupcial que el salón Valmont Barcelona Bridal Fashion Week. Más de 400 marcas acuden este año a una nueva edición del certamen y un 74% de los expositores llegan desde fuera de España. Entre los compradores se esperan minoristas de más de 50 países. Y además, la muestra estrena socio, la empresa suiza de alta cosmética Valmont.

Los primeros cuatro días del certamen, del 23 al 26 de abril, toma el protagonismo la pasarela, mientras que del 26 al 28 se celebrará en el recinto de Fira de Barcelona de Montjuïc la feria comercial. Los organizadores calculan superar los 20.000 visitantes del año pasado. El evento acoge 13 nuevas firmas y repiten las grandes marcas, líderes del mercado, como Pronovias, que clausurará la pasarela, o Rosa Clará, que en esta edición presentará su colección en el histórico edificio de la ­Llotja de Mar.

Con una facturación global de 860 millones de euros, sólo China supera a la industria española en la exportación de vestidos de novia. Según el informe Novias Millennials y Gen Z: el sector de la moda nupcial en 2020 —encargado por la propia BBFW al profesor del IESE José Luis Nueno—, si se sumara a esta cifra el peso del conjunto de los complementos y de los vestidos de fiesta y calzado, la facturación global alcanzaría los 1.350 millones de euros, 105 millones más que en 2016.

La industria local exporta el 74% de su producción total. Un 48% de esas ventas al exterior se concentran en Europa, principalmente a Italia, Francia y al Reino Unido. Cataluña, por su parte, encabeza la búsqueda de nuevas vías de negocio en el extranjero, y exporta el 76% de la producción de sus vestidos de novia, con un crecimiento significativo en los mercados de EE UU (12%), China (30%) y algunos países de Europa del este. El informe señala también que el sector da empleo en España a más de 13.400 personas y que en 2018 creció la producción en un 11% respecto a la cifra de 2016.

Entre los compradores, han confirmado que acudirán a la BBFW minoristas como Kleinfeld Bridal, Saks Fifth Avenue, Bergdorf Goodman y Mark Ingram Atelier. Y es que, aunque China sea el país que más bodas celebra, Estados Unidos seguirá, según el mencionado estudio de José Luis Nueno, encabezando el mercado mundial de la moda nupcial.

De hecho, Pronovias, propiedad del fondo británico BC Partners desde hace un par de años, cuenta con tienda propia en Nueva York y este 2019 ha inaugurado otro establecimiento en Shan­ghái (China.) La marca consolida su expansión con presencia en 105 países.

Además de EE UU y China, el informe señala una evolución positiva del mercado de moda nupcial en zonas como Brasil, México, Perú, Chile y Colombia, y también en países del Golfo como Arabia Saudí, Kuwait y Qatar, “donde las novias con alto poder adquisitivo prefieren los vestidos occidentales de alta gama y están dispuestas a asumir gastos elevados”. Europa, Alemania y el Reino Unido mantienen un comportamiento positivo y, junto con Italia, siguen siendo países atractivos para las marcas exportadoras españolas, “sobre todo en el caso de los vestidos del segmento medio-alto”.

Las previsiones, aun así, indican que las bodas irán disminuyendo y se pasará de los 11,5 millones de enlaces registrados en 2018 a unos 10,8 millones en 2023.

Las diseñadoras Cristina Pérez, de YolanCris, y Saioa Goitia, de Sophie et Voilà, coinciden en que las consumidoras de sus vestidos responden a dos perfiles: mujeres de entre 20 y 28 años que están un tanto desorientadas en cuanto a lo que quieren por un exceso de información. En segundo lugar, están las mujeres de entre 25 y 35 años con las ideas más claras y que toman decisiones individuales.

La firma estadounidense Marchesa, cuyos modelos lucen actrices de Hollywood como Viola Davis o Scarlett Johansson, lleva ya unas semanas mostrando en un canal específico de sus historias de Instagram los preparativos de su debut en la BBFW. La marca ha elegido el certamen catalán para exhibir en exclusiva mundial su colección nupcial para la primavera de 2020 y una selección de trajes de fiesta. Esta firma neoyorquina, la también estadounidense Zac Posen y la malasia The Atelier by Jimmy Choo son las novedades más destacadas de la nueva edición de la feria barcelonesa.

Nuevas colecciones

En el ámbito local, Rosa Clará presentará una colección inspirada en la “feminidad, romanticismo y frescura para crear exquisitos diseños que enamorarán a todas las novias del mundo”.

Y desde la organización destacan también la presencia en el certamen de Jesús Peiró, que abrirá los desfiles el martes 23 de abril; Cristina Tamborero; la firma vasca ganadora del premio al Mejor Nuevo Talento de los Elle International Bridal Awards 2018, Sophie et Voilà Collection; el italiano Carlo Pignatelli; Isabel Sanchís; Marylise & Rembo Styling; Inmaculada García; Isabel Zapardiez con sus “novias amazonas”; Ana Torres; Esther Noriega, que presentó recientemente su colección Serendipia en la China Wedding Expo de Shanghái; Marco & María; la catalana YolanCris; Ramón Sanjurjo, con su nueva colección nupcial para hombres; Carla Ruiz; Sonia Peña, y la firma norteamericana Demetrios.

“Las colecciones que veremos este año en VBBFW mostrarán el poder creativo de los diseñadores que, con talento e innovación, saben cómo reinterpretar la tradición y crear con su propio estilo vestidos únicos, como cada mujer”, asegura Estermaria Laruccia, directora del evento.

Source link

Show More
Quiere un sitio web como eso? Escribe nós

Related Articles

Close